Red de colaboradores

Si disponéis de 5 minutos os invitamos a colaborar en el estudio que estamos haciendo pinchando en el enlace dentro de la pestaña CUESTIONARIOS. Todas las personas interesadas en formar parte de la red de colaboradores ponganse en contacto indicándonoslo a través del mail: emocionarse@gmail.com

Si además os interesa compartir reflexiones sobre cómo mejorar nuestras emociones en la pestaña RED hay una propuesta interesante a la que os podéis sumar.

domingo, 18 de diciembre de 2011

Canciones, baladas y poemas de desamor para volverse a enamorar


Desamor - Toronja azul
Desamor - Toronja azul
La música suele acompañar al dolor de perder un amor. Descubramos algunas claves en canciones que nos ayuden a vivir sin amor o a superar el desamor para poder volverse a enamorar.

Amar es un sentimiento de plenitud que hace que las personas se encuentren llenas y felices. Pero el desamor, por cualquiera de las causas que lo provoquen, puede ser un enorme obstáculo para volver a sentir esa emoción, para rehacer la vida emocional, para volverse a enamorar. Algunas veces nos encontramos con canciones o poemas que nos pueden motivar y ayudar a vencer el dolor y, así, prepararnos para volver a amar.



Dolor por el amor perdido


Este es uno de los principales temas de las letras de las canciones de amor de todos los tiempos. Si seguimos la letra, por ejemplo, de la canción Así estoy yo sin ti de Joaquin Sabina encontramos una de las primeras claves. Hay que emplear un tiempo para dolerse por la pérdida, para enfadarse por ello, para llorar el amor que no ha de volver. En Y te dejé marchar Luz Casal invita a reflexionar y hacer una lectura autocrítica sobre los errores cometidos. La sinceridad a la hora reconocer la pérdida como en Te lloré un río del grupo Maná es otra muestra musical del primer paso que hay dar para superar el desamor. Hay que tener precaución con no recrearse con el desamor, con no instalarse en un victimismo incapacitante para avanzar, con no trasformar el dolor en rencor hacia todos los demás.
El error de no valorarse
Ante el dolor de la ruptura un error es el de culparse y dejar libre de responsabilidad a la persona amada. El amor a veces lleva a sobrevalorar a la persona amada y ,por lo tanto, no valorarse uno mismo hasta el punto de no sentir derecho de rehacerse. Esto se refleja en canciones como Sin ti no soy nada de Amaral. Tener una estima personal que goce de buena salud es sinónimo de valorarse más allá de lo que se pueda amar a otra persona. Es mejor convivir con la soledad que estar esperando a quien ya no quiere estar con uno. Otra cuestión relacionada, aunque de otra índole, es la que plantea Pablo Milanés con Yolanda cuando afirma que "la prefiero compartida antes que vaciar mi vida” . 



Cuando el desamor desquicia


El desamor tiene también la capacidad de hacer enloquecer. Cuando se quiere esperar a que las cosas cambien, cuando se piensa que hay esperanza, que todo volverá a ser como antes, cuando se busca la venganza o devolver golpe por golpe el daño recibido, se corre el riesgo de perder la conexión con la realidad. Un ejemplo de que, pasado un tiempo razonable, esa actitud puede llegar a ser enfermiza y desde luego incapacitante para comenzar una nueva relación satisfactoria la encontramos en la canción En el muelle de San Blas de los mejicanos Maná. Es importante ubicarnos a nosotros mismos en el centro de nuestra preocupación, en el deseo de estar mejor, en el esfuerzo de retomar una vida que nos siga enriqueciendo.



Romper una relación


A veces el desamor viene no tanto por ser la victima del mismo sino por ser quien decide terminar la relación. Es la otra cara de la moneda del desamor y resulta mucho menos visible. Decidir que ya no es posible seguir juntos es también difícil pero supone un ejercicio de autodeterminación importante para poder encontrar de nuevo el amor. En la canción de Los Secretos, la titulada Déjame se habla de la dificultad de deshacer una relación pero desde el punto de vista del que decide terminar con ella. 



Distanciarse emocionalmente sin olvidar


Desde luego cuando una relación se rompe hay que mirar hacia delante, hay que seguir caminando hacia un nuevo futuro de felicidad. Por ello la tarea es la de distanciarse cuanto antes, dolerse el tiempo que sea necesario para pasar el duelo de la pérdida pero sin renegar de lo bello de lo vivido. Todas las relaciones aportan vivencias, valores, sensaciones que no deben olvidarse sencillamente porque la relación se haya acabado. Conviene no confundir el guardar los recuerdos gratos con el esfuerzo de distanciarse emocionalmente. Algunas canciones que abordan este tema son Me cuesta tanto olvidarte de Mecano u Otro día mas sin verte de John Secada



Pablo Neruda


En el poema 20 de 20 poemas de amor y una canción desesperada el poeta habla sin tapujos y con maestría sobre el sentimiento del desamor. “Es tan corto el amor y tan largo el olvido” dice. La cuestión es que los amores vividos forman parte del patrimonio emocional de cada individuo. Si se respetan y si se es honesto con ellos mientras se sigue avanzando con paso firme en la vida, la persona con el corazón partido por el desamor volverá a estar plenamente habilitada para volverse a enamorar.

Por último una invitación a indicarnos cuáles han sido las canciones que os han ayudado más a superar un desamor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.

Visitantes